Nuevo baremo, nuevas indemnizaciones, nuevas normas. 19 marzo, 2018 – Publicado en: Derecho Civil – Etiquetas:

Con la entrada en vigor del nuevo baremo el 1 de enero de 2016 se ha transformado todo el sistema de reclamaciones, exigiendo al perjudicado que presente una reclamación amistosa previa a la iniciación de un procedimiento judicial frente a la compañía aseguradora responsable.

El baremo de tráfico 2016 supone una reforma integral de la forma como se reclama y se calcula la indemnización por daños personales (lesiones) sufridos en un accidente de circulación.

Se trata de un texto, que por un lado modifica la Ley Sobre Responsabilidad Civil y Seguro en cuanto al procedimiento y jurisdicción competente para reclamar la indemnización por lesiones, y por otro vertebra un sistema diferente para calcular dicha indemnización.

Ahora el perjudicado está obligado a ponerse a disposición de la compañía aseguradora responsable para ser valorado por su perito médico.

Se rebajan las indemnizaciones, salvo las derivadas de fallecimiento y las que impliquen una importante incapacidad.

Una vez valorado el lesionado por el perito la compañía aseguradora deberá presentar una oferta motivada con el importe total desglosado a y debe acompañar la valoración del servicio médico.

¿Pero qué ocurre si no estamos de acuerdo con la oferta motivada?

El lesionado podrá rechazar la oferta motivada y solicitar que se le realice un nuevo informe médico en el Instituto de Medicina Legal y Ciencias Forenses del lugar del accidente o bien del lugar de domicilio del lesionado.

La solicitud del informe forense puede solicitarse por el lesionado o bien de común acuerdo con la compañía aseguradora responsable del accidente, pudiéndose presentar dicha solicitud por cualquiera de las dos partes.

La compañía de seguros deberá hacerse cargo del coste de la realización del informe forense, tanto si se pide de mutuo acuerdo con el lesionado como si lo pide únicamente el lesionado.

Junto a la solicitud será indispensable que se acompañe la oferta motivada emitida por la compañía de seguros y toda la documentación médica relativa a las lesiones sufridas en el accidente.

Tanto la compañía de seguros como el lesionado deberán colaborar con el Instituto de Medicina Legal facilitando la documentación necesaria para la realización del informe forense.

Una vez admitida la solicitud el Instituto de Medicina Legal citará al lesionado para ser reconocido por el médico forense notificando dicha citación a ambas partes indicándoles la fecha, hora y lugar de la visita.

El informe forense se entregará al perjudicado dentro del mes siguiente a la realización de la exploración médica, además se entregará una copia del mismo a la entidad aseguradora.

Una vez recibido tanto la compañía como el lesionado tendrán 7 días para solicitar una aclaración sobre cualquier aspecto de dicho informe si así lo consideraran oportuno.

El informe deberá contener:

– La identificación del lesionado, de la compañía de seguros y del perito médico responsable.
– Información médica del lesionado en la que se basa el informe.
– Información relevante del accidente de circulación.
– Determinación de las lesiones temporales y medición de las secuelas con todos sus perjuicios que pudieran ser indemnizables.
– Lugar, fecha y hora de la visita.

Con el informe forense, se deberá mediar con la compañía para que ésta abone la indemnización justa a la víctima por accidente, de no llegar a un acuerdo el perjudicado podrá presentar una demanda contra de la compañía de seguros aportando dicho informe forense.

 

« Pactos y Cláusulas en el Contrato de Trabajo
MOBILEGEST: Nueva herramienta profesional para gestionar la identidad digital y la firma electronica »